Una vez que nos haya enviado su sangre, se le informará por correo electrónico indicándole que su muestra ha llegado a nuestro laboratorio. Ahí va a examinar su sangre. Si la muestra no se evalúa inmediatamente, se procesa en consecuencia para que permanezca estable.  Como resultado, no se reduce la calidad de la evaluación. 


Lleva unos pocos días hábiles de media para que el resultado se publique en línea. De nuevo, se le informará por email. Como no hacemos todas las pruebas todos los días (algunas pruebas tardan más en completarse y son más complejas), en casos excepcionales, el resultado puede no estar disponible hasta la semana siguiente al fin de semana.